Grados críticos en astrología

Los grados críticos clásicos en astrología son los siguientes:

0º, 13º y 26º de los signos cardinales (Aries, Cáncer, Libra y Capricornio)

8º, 9º, 21ºy 22º de los signos fijos (Tauro, Leo, Escorpio y Acuario)

4º y 17º de los signos mutables (Géminis, Virgo, Sagitario y Piscis).

Estos grados se consideran puntos sensibles y fortalecedores. Cuando un planeta natal se encuentra en estos grados críticos, se asume más poder en la vida de la persona.

Existen otros grados críticos cuya interpretación es diferente. Se considera que desde los 29º a los 0º de cualquier signo son grados críticos anaréticos ya que,  a diferencia de los anteriores, son puntos debilitantes que están mas orientados a la crisis por cierre o comienzo de un proceso energético.

Los 29º (entre 29°00′ y 29°59′), habla de cierres y finales y el 0º representa el principio de la energía, cuando no se comprende completamente.

La palabra anareta es de origen griego y significa “destructor”.
En los 29º  se presenta la culminación de la energía del signo y su integración, por lo cual puede simbolizar la maestría, pero, si no se medita y reflexiona sobre este conocimiento interno o si el locus de control es externo, cuando se da el siguiente paso, las reglas del juego cambian y  esa habilidad maestra no funciona, ya que el horizonte conformado por los primeros grados del siguiente signo, nos pide algo diferente.

Si un planeta natal o una casa angular están a 29º de cualquier signo, la persona puede tener algunos problemas con la toma de desiciones en esa área de la vida. En este grado se presentan dificultades, crisis, vacilación y acciones precipitadas por una sensación de urgencia. Ocurre con frecuencia que la persona evalúa y revalúa situaciones antes de hacer un movimiento y al día siguiente toma una acción apresurada, teniendo un resultado opuesto al deseado.

Por ejemplo, si Venus está a 29º, la persona podría estar confundida con respecto a su escala de valores y/o autoestima por lo cual se preocupa mucho y a veces desea y hace espontáneamente aquello que es contrario con su sensación de merecimiento.
Con Mercurio a 29º, la comunicación y el manejo de la información, asi como la calidad de los pensamientos son temas muy importantes que hay que revisar. Conocí a una mujer que decía ser sanadora cuyo Mercurio está a 29º y no tenía reparos en contarle a terceras personas la información que obtenía de sus clientes. Esto, obviamente se volvió contra ella misma y su trabajo “sanador” ya que traicionó la confianza de quienes le pagaron por sus servicios.

Cuando por progresiones secundarias, el Sol, la Luna o cualquier planeta personal pasa a los 29º, ese año puede revelar crisis asociadas con el simbolismo del planeta o signo.

Si el Sol avanza a 29º de Capricornio, por ejemplo, la sensación de urgencia puede manifestarse en temas de protagonismo social y relaciones de negocios en la cual la persona se considera experta. Si el Sol avanza a los 29º de Virgo, se podría producir un gran cambio en la salud o en el ambiente laboral porque las decisiones tomadas en el momento del grado 29 fueron  apresuradas.

Como la Luna se mueve más rápido que cualquier planeta, la presencia de estos grados anaréticos ocurre mas veces, ya que la Luna progresada transita toda la carta y signos cada 28 años, por lo que se pueden encontrar 12 posiciones de 29º en cada signo, durante ese período.

“Conocer a los demás es inteligencia; conocerte a ti mismo es la verdadera sabiduría. Imponer su voluntad a los demás es fuerza; imponer su voluntad a sí mismo es verdadero poder.»
Lao Tse, Tao Te Ching

Para mas información sobre los 29º en las progresiones secundarias recomiendo el libro, The Art of Predictive Astrology: Forcasting Your Life Events.  Donde Carol Rushman habla sobre la importancia de los grados críticos en el trabajo predictivo utilizando la Luna progresada.

 

Saludos,

María Elena Trujillo Hildebrand. Psicóloga y Astróloga

Sobre el autor del artículo María Elena Trujillo

Soy psicóloga, astróloga y coach. En el proceso e integrado varios enfoques lo cual me permite comprender ciertas experiencias de vida no frecuentes ni comunes para todos. Entiendo que hay diversas formas de ser y de estar en el mundo. Mi propósito es apoyarte y acompañarte en el proceso del descubrimiento de tí mismo, de aceptarte tal cual eres y mostrar cómo usar tus habilidades, capacidades y dones en tu propio beneficio. La meta es que logres conocerte más a tí mismo para desarrollar mayor coherencia, armonía, prosperidad, amor y agradecimiento por la vida.

Participa y deja tu comentario: